Como parte de nuestra gama de soluciones CAN, brindamos diversas interfaces estándar con las configuraciones de software más demandadas. La BCI-2 es un ejemplo de interfaz estándar que proporciona dos salidas: velocidad del vehículo y alimentación conmutada. Una única configuración de software que es compatible y reconoce todas las marcas y modelos de vehículos equipados con CAN de alta velocidad.












También disponemos de una interfaz más completa, la BCI-6, que cuenta con 6 salidas: velocidad del vehículo, régimen del motor, alimentación conmutada, motor en marcha, marcha atrás y SSW20 (SpeedSwitch < 20 km/h). Esta interfaz es compatible con todas las marcas y modelos de vehículos europeos equipados con CAN de alta velocidad y CAN de baja velocidad. La interfaz estándar más completa es la BCI-8UDS, que proporciona todas las señales necesarias para los equipos de datos de accidentes, como por ejemplo los instalados en los vehículos policiales. Equipos en los que las señales de iluminación, velocidad del vehículo y frenado desempeñan un papel importante. Esta interfaz también es compatible con muchos modelos, mediante CAN de alta velocidad o CAN de baja velocidad. Los detalles de cada tipo de interfaz estándar se pueden encontrar aquí:

¿Quiere saber con qué marcas y modelos es compatible la BCI? Haga clic para ver la lista de aplicaciones BCI.

Asimismo, intentamos prever la evolución del mercado con la mayor anticipación posible. Si aumenta la demanda de ciertas señales y esta tendencia se consolida, una interfaz personalizada puede convertirse en estándar. Disponemos de existencias de todas nuestras interfaces estándar, que están listas para usar y se pueden despachar inmediatamente.

Los comentarios están cerrados.